2017: Tendencias y retos para la administración del recurso humano

Tendencias en recursos humanos para este año

Vivimos en una sociedad cambiante, donde la dinámica social se transforma de la mano con la economía, la política, tecnología y otros factores. Las organizaciones en este sentido, deben estar preparadas para hacer frente a los cambios que se dan año con año. Su área de recursos humanos también se adapta a los nuevos tiempos y evoluciona con el objetivo de mejorar sus procesos internos. Por eso resulta importante reconocer las nuevas tendencias que se están introduciendo para este año 2017, y que encaminan a la organización hacia el alcance de objetivos por medio de la satisfacción y motivación de los equipos de trabajo.

Algunas de las estrategias que cada departamento de recursos humanos debe tomar en consideración para reinventar sus estrategias, contextualizarlas a su sector específico o necesidad del negocio son:

Experiencia del colaborador

Una de las tendencias más destacadas para este 2017 es centrar la atención en la experiencia de los colaboradores, donde se promuevan iniciativas que persigan una vivencia placentera del trabajo.

Como se ha comentado en artículos anteriores, no en todos los casos la remuneración económica constituye un factor motivador, por lo tanto es importante incluir dentro de la oferta laboral, factores de carácter emocional o lo que se conoce como contrato emocional” donde se ofrezcan elementos motivadores como gimnasio, clases de baile, artes marciales o algún interés general que los colaboradores hayan manifestado, salas de alimentación, centro de juegos, espacios abiertos de descanso, entre otros elementos que brinden una experiencia laboral agradable para el personal. Dicha estrategia permite además disminuir los niveles de rotación y captar el talento humano dentro de la organización.

Uso de tecnología

Las redes sociales, aplicaciones móviles y recursos en línea se han vuelto parte de la vida cotidiana en la mayoría de personas, y su uso se extiende a todos los ámbitos incluido el laboral. En este sentido muchas organizaciones han disminuido el uso de programas que saturan las computadoras de documentos e información, y han comenzado a utilizar herramientas en la nube” que permiten acceder a sus documentos desde cualquier dispositivo conectado a internet. Lo cual brinda la posibilidad al usuario de tener su información respaldada y a la vez se flexibiliza su acceso a través de tabletas, celulares o computadoras.

Aunado a esto, el uso de aplicaciones con fines laborales, ofrece ventajas adicionales como acompañar a los colaboradores en procesos de cambio y colaborar en su desarrollo personal dentro de la organización. Un buen ejemplo son las aplicaciones de meditación o relajación, que ayudan a manejar momentos de estrés en el trabajo o a disminuir el síndrome post vacacional https://psicologiaymente.net/clinica/sindrome-postvacacional#!

Otro de los retos inmersos dentro del ámbito de la tecnología, es el abordaje de los Recursos Humanos desde la perspectiva de la automatización de procesos, tema que desarrollaremos en otro artículo.

Trabajos con enfoque de género

Este es uno de los retos que se ha planteado desde hace varios años atrás, y aunque la sociedad actual ha alcanzado mejoras considerables en dicha materia, sigue existiendo una gran brecha entre hombres y mujeres, especialmente en aquellos empleos de corte tecnológico.

En cuanto al tema de salarios, también existe un amplio camino por recorrer. Según lo indica el medio de comunicación El Financiero, existe una brecha salarial, donde las mujeres ganan alrededor de un 28% menos que la población masculina, teniendo éstas la misma formación académica, o incluso después de haber invertido más en su escolaridad.

Empoderamiento de los departamentos

Una de las funciones tradicionales del departamento de recursos humanos ha sido optimizar el funcionamiento administrativo general de las organizaciones, donde se convierte en un ente mediador, de conciliación, fiscalización, entre otros. Uno de los nuevos retos invita al departamento de Recursos Humanos a capacitar y empoderar a cada departamento, incrementando el rol estratégico de Recursos Humanos y disminuyendo las tareas operativas. Dos de las propuestas más importantes en este sentido son:

“Self-Service” o “autoservicio”

Consiste en otorgar a los encargados y colaboradores la posibilidad de ser ellos mismos los que hagan distintas actividades en la compañía, donde sus opiniones se vuelven cada vez más valiosos y aporten al crecimiento de la organización, de acuerdo a su vivencia laboral y necesidades del departamento.

Simplificación:

Se debe ayudar a los colaboradores a saber dónde y a quién tienen que solicitar algún servicio relacionado con Recursos Humanos. Por este motivo se debe facilitar un único punto de contacto dentro de cada departamento que brinde información de este tipo. Por ejemplo, que no sea necesario dirigirse hasta Recursos Humanos para solicitar un permiso de vacaciones, lo ideal es que el colaborador converse con su jefe el disfrute de las mismas, llene la boleta con ayuda de su superior y en Recursos Humanos se tramite la solicitud.

Feedback o retroalimentación constante

Como última tendencia, destaca la necesidad de dejar atrás el formato de evaluaciones anuales, por uno que permita detectar fortalezas y debilidades en un corto, mediano y largo plazo. Lo que tiene como objetivo convertir ese proceso en algo manejable, donde el seguimiento y el acercamiento real a la situación laboral de cada colaborador son primordiales. Esto facilitará que las personas tengan claros sus objetivos y metas, y perciban la evaluación como un proceso de crecimiento y no como un producto de final de año.